Tres policías de la exPDI implicados en un incidente en un control por el coronavirus

Estaban en un contingente de 17 personas que entró a Rosario desde Brasil. Durante el trámite fueron acusados de resistencia a la autoridad en la comisaría 10ª.




Tres efectivos de la Policía de Santa Fe que entraron al país desde Brasil, luego de retornar de un viaje a Jamaica, fueron detenidos en Rosario por omitir un control dispuesto por la obligación del aislamiento general. Quedaron notificados de que se les formará una causa penal por resistencia a la autoridad, a raíz de entorpecer el procedimiento y comportarse de manera indebida hacia quienes tenían a cargo las actuaciones de control.

Todo comenzó ayer a las 11.30 de la mañana cuando un micro que había entrado al país desde Brasil en Puerto Iguazú, Misiones, arribaba a Rosario con 17 personas, algunas de las cuales debían bajarse en la ciudad, en tanto que el resto seguiría viaje hacia Mendoza. Un retén frenó al ómnibus en la zona de Nuevo Alberdi. Al advertir su procedencia un responsable consultó al fiscal Gustavo Ponce Asahad, titular de la unidad para atender delitos relacionados con el incumplimiento de la cuarentena. El fiscal dispuso primero el traslado del vehículo a la terminal de ómnibus, y luego que se identificara a los pasajeros en la comisaría 10ª.

Cuando todo estuvo cumplimentado el fiscal pidió que al contingente se lo notificara por aislamiento social preventivo y obligatorio por la pandemia Covid 19.

Tras la constatación de rigor se supo que el vehículo había eludido un retén el día anterior, lo que había supuesto un libramiento de captura, lo que obligaba a que los pasajeros fueran notificados. Cuando en la comisaría 10ª le tocó el turno de ser reportado un policía del contingente, M.V. , integrante de la exPDI pidió leer el acta respectiva y al terminar dijo que no firmaría porque lo que allí constaba era una mentira, que en adelante se manejaría con un abogado y que los denunciaría a todos.

En ese momento otras dos personas que también formaban parte del contingente se identificaron como empleados policiales. J. D. y G. F. y apoyaron la posición de su colega de no suscribir la notificación.

Según los presentes, los efectivos de la PDI demostraron gran agresividad hacia el personal de la 10ª. Para entonces ya eran las 16. “Al pasar el tiempo, los pasajeros que llegaban en el mismo vehículo empezaron a reclamarles a los viajeros en rebeldía que mantuvieran la cordura porque ellos necesitaban seguir viaje”, comentó el fiscal Ponce Asahad.

Los policías de la PDI finalmente firmaron pero se les formó una causa penal por resistencia a la autoridad y se les elevó un sumario administrativo interno. El reproche contra ellos es por entorpecer un procedimiento siendo funcionarios policiales. Los choferes continuaron el viaje con la obligación de dejar a los pasajeros en sus domicilios para iniciar la cuarentena.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

15 − 14 =