TELMISARTAN / Su utilidad en enfermos de COVID- 19.

El Telmisartan es un medicamento antihipertensivo indicado en el tratamiento de la hipertensión arterial y logra reducir la presión arterial entre 6 y 12 mg de mercurio , estudios de laboratorio indican que aún suministrando dosis superiores a las recomendadas no produce descenso brusco de presión arterial. Por supuesto, no incurriendo en sobredosis.
El Telmisartan, también se utiliza para disminuir las probabilidades de ataque cardíaco, accidente cerebrovascular o muerte de personas mayores de 55 años o más que están en riesgo cardiovascular.
Un estudio realizado por científicos y médicos de nuestro país concluye que el Telmisartan en dosis mayores a las habituales como fármaco antihipertensivo es seguro y podría reducir la morbilidad y la mortalidad por sus efectos antiinflamatorios en internados con sars cov 2.
Logrando reducir en un 81% la mortalidad por coronavirus , el tratamiento fue parte de una investigación de miembros de la facultad de medicina de la UBA.
Los resultados fueron publicados por la prestigiosa revista científica E. Climical Medicina, editada por The Lancet.
Inicialmente el tratamiento experimental se llevó adelante a fines del año 2020 por profesionales de la facultad de medicina de Buenos Aires y fue realizado entre 162 personas mayores de 18 años internadas con diagnóstico de coronavirus.
El virus ingresa a nuestro organismo a través de las vías respiratorias y una vez allí se vale de una proteína SPIKE para unirse a una enzima que se encuentra en las células de las mucosas proteínas que se denomina ANGIOTENSINA.
Esta proteína es la que actúa como receptora del virus pero también tiene la función de limitar la acción de una hormona que tenemos en el organismo que es la que aumenta la presión arterial y puede generar inflamación.
Al ingresar el virus a nuestro organismo impide que está enzima trabaje de forma normal tratando de evitar la inflamación y como el Telmisartan actúa sobre esta enzima para impedir la inflamación esto es importante y es el punto clave que permite frenar en un porcentaje alto la inflamación que causa el ingreso del virus en el organismo .
Con el tratamiento de telmisartán se logra actuar sobre esta enzima, así el virus no produciría la reacción inflamatoria en cascada a nivel pulmonar que es letal.

*Por; Marcela Dinorfo / MR Servicios audiovisuales .

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

diez − tres =