El último adiós de Palolo, el cantante que sorprendió a Sandro

Con la desaparición física de Norberto Pardal, más conocido como Palolo, se va una de las figuras más recordadas del rock de la ciudad, sobre todo en las décadas del 60 y 70, cuando sorprendió al mismísimo Sandro.

Palolo sobresalió primero con Los Demonios del Twist, banda disuelta en 1966 y luego formó Los Indómitos. En 1969, la banda ya conocida como Palolo y Los Indómitos se consagró en el Festival de la Canción Beat Inédita, realizada en el teatro El Círculo.

Pero fue en el Festival de Playa y Río de la Florida, en 1970, cuando todo cambió para él. “Se puso a cantar como Sandro, se tiró al piso y la gente se volvió loca”, contó a Escenario el músico Jorge Cánepa.

La revista Gente le dedicó cinco páginas al fenómeno de Palolo y no pasó desapercibido para Sandro, quien junto con Oscar Anderle, lo vinieron a buscar para llevarlo a actuar a Buenos Aires. En 1971 actuó en la película “Arriba juventud”, junto a Rossana Falasca y grabó en CBS Columbia “Siempre serás tú mi amor” y “Demasiada experiencia”. Ese año también debutó en “Sábados Circulares”, de Pipo Mancera, con el tema “Jesucristo”. Al no adaptarse a la vida de Buenos Aires, regresó a Rosario. Tras 50 años de trayectoria, su último show fue con Palolo y Los Indómitos el pasado 28 de junio en la fiesta aniversario de Fray Luis Beltrán, realizada en el Club Atlético Garibaldi.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

14 − dos =