Cayó el jefe de la barra de Central

Fue detenido ayer en el marco de 16 allanamientos a cuatro firmas

El jefe de la barra brava de Rosario Central, Andrés “Pillín” Bracamonte, fue detenido ayer a la mañana como principal sospechoso en una investigación por lavado de dinero a cargo del fiscal de Homicidios Miguel Moreno. El arresto se produjo en el marco de 16 allanamientos realizados en Rosario, Ibarlucea, Capitán Bermúdez, Granadero Baigorria y Timbúes en domicilios de cuatro empresas con las que está vinculado, así como de sus respectivos socios.

Si bien en el marco de los allanamientos hubo dos demorados, uno por encubrimiento y otro por el hallazgo de un arma de fuego, hasta anoche el único detenido era Bracamonte. Al respecto, fuentes judiciales indicaron que una vez procesada la información recabada en las requisas, Pillín será imputado por lavado de activos en una audiencia que en principio se realizará pasado mañana.

Pillín, de 49 años, lidera desde hace unos veinte la barra de Central con un perfil silencioso que, para los investigadores, tiene correlato en el armado de negocios millonarios vinculados con el club de Arroyito, al igual que algunos de sus socios, entre quienes están el intendente del Gigante de Arroyito y un representante de futbolistas.

Las empresas puestas bajo la lupa, constituidas en los últimos años y dedicadas a rubros varios, son Vanefra SRL, Ruffino SAS, Ser-Eco SRL y Kabrasi SRL (ver aparte). También se requisó la sede administrativa de Rosario Central ubicada en Mitre al 800, donde se buscó documentación vinculada con la red investigada y en principio se hallaron facturas de algunas de esas firmas que prestarían servicios al club.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

10 + 7 =