Arteriopatía Periférica.

Caminar + caminar = Salud.
El síntoma principal de lo que es la arteriopatía periférica es la claudicación intermitente.
Habitualmente la claudicación aparece cuando se necesita mayor aporte sanguíneo y se traduce en dolor muscular de localización preferentemente a nivel de la pantorrilla de la extremidad que tiene problemas oclusivos en las partes arteriales aunque también puede manifestarse en muslos y glúteos según el nivel de la obstrucción de la arteria.
La causa reside en la disminución del aporte de oxígeno que necesita el músculo en actividad y la claudicación no es más que una manifestación de los trastornos metabólicos que se producen en ciertas zonas por liberación de catabolitos en la isquemia.
La sintomatología desaparece con el reposo y se reactiva con el ejercicio.
La clasificación médica de lo que es la arteriopatía periférica nos cuenta que existen distintos estadios que van desde el uno donde se es asintomático hasta el Estadio número 4 donde se produce la gangrena para evitar llegar al Estadio 4 hay que realizar la consulta pertinente al profesional correspondiente.
Existe lo que se llama estrategia diagnóstica y luego la estrategia terapéutica.
En la estrategia diagnóstica se realiza en la evaluación exploración del paciente se valoran los factores de riesgo se localizan las lesiones arteriales se toma en cuenta las enfermedades asociadas si las hay y se realiza el diagnóstico final y el pronóstico.
Luego del diagnóstico se aplica lo que se denomina a medicina preventiva se realiza el control o supresión de los factores de riesgo es importante tener en cuenta que en el 75% de los pacientes el pronóstico Es favorable siempre tratando de aplicar el tratamiento primario que es el conservador también tiene importancia lo que es la aplicación del ejercicio físico en tiempo y forma según lo autorice el médico tratante.
El tratamiento específico comprende en primer lugar:

  • A) medidas generales higiénico-dietéticas.
  • programa regular de deambulación diaria.
  • abandono total del tabaco.
  • dieta pobre en grasas animales y colesterol.
  • control de la hipertensión arterial diabetes hiperlipidemias y demás factores de riesgo si los hubiera.
  • B) tratamiento farmacológico según estadio clínico, el médico puede elegir cuál es el la medicación que más se adecua.
    Para realizar las caminatas debe haber una previa autorización médica con el respectivo control y el esquema de ejercicio debe ser armado por profesionales especializados.

*Por–Marcela Dinorfo–MR Servicios Audiovisuales .

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

19 + 18 =