DAR RESPUESTA A UNA PROBLEMÁTICA BARRIAL Y APUNTALAR UN PROYECTO INCLUSIVO.

En septiembre de 2020, el Concejo aprobó una iniciativa presentada por la edila Alejandra Gómez Sáenz, junto con sus pares del bloque Frente de Todos – PJ, Norma López y Eduardo Toniolli, que proponía acondicionar los terrenos ubicados por debajo de la avenida Circunvalación, entre las calles Chapo y el arroyo Saladillo, para construir una bajada náutica. Por estos días, atendiendo el trabajo realizado en la zona por la Dirección de Vialidad, el proyecto vuelve a cobrar impulso.

“Queremos resaltar el trabajo de Vialidad Nacional sobre el terreno, es un principio para que los rosarinos reconozcamos ese lugar como un potencial espacio público y lo aprovechemos al máximo”, indicó Gómez Sáenz, y abundó: “Además del beneficio para los vecinos de la zona, de tener un ambiente más limpio y seguro, junto con la Fundación Sol Naciente apuntamos a que por fin se pueda tener un espacio acorde para las acciones que ellos llevan adelante en pos de la inclusión, a través de un Equipo de Remo de personas con discapacidad, que hoy deben trasladarse hasta la zona norte de la ciudad para poder entrenar, habiendo un lugar propicio tan cerca y que con poca inversión les serviría completamente”.

Entre los reclamos que recabaron los concejales peronistas, y que se revertirían con la concreción del proyecto, se destacan “la falta de iluminación, que genera altos grados de inseguridad, y la acumulación de residuos de toda índole con los consiguientes inconvenientes de la salud”.

“Queremos que se imponga una mirada integral para garantizar el verdadero aprovechamiento y acceso del río y, en este caso, también a sus afluentes como el Saladillo, pero también puede ser el Ludueña. Estamos ante una buena oportunidad para que a todo eso se le agregue el valor de dar respuesta a una problemática señalada por vecinos y vecinas, y a la vez brindarle una solución a una ONG que viene desarrollando un proyecto que ha generado resultados terapéuticos y educativos inéditos en las personas que lo conforman, siendo además el único espacio del país que lo promueve y lo lleva adelante, como es la Fundación Sol Naciente y su Equipo de Remo”, argumentó la concejala.

Desde dicha ONG, en tanto, aclararon que en caso de que el Ejecutivo local acceda a otorgarles el uso del espacio, se comprometen a trabajar de manera conjunta con otras instituciones y la propia Municipalidad no sólo en el acondicionamiento del terreno sino también “en la construcción de estructuras que garanticen la calidad de las instalaciones para bajada y guarda de botes, así como la seguridad y apertura al barrio para el trabajo social, cultural y comunitario”.

“La Fundación, además del Equipo de Remo, tiene proyectos de formación laboral, como talleres de cocina, de mantenimiento y textiles, entre otros, y ve en ese terreno la posibilidad de construir el espacio necesario para poder trabajar en la inclusión”, señaló Augusto, integrante de Sol Naciente, y detalló: “Es un terreno lindero al arroyo Saladillo y están todas las condiciones dadas para hacer una bajada que nos permitiría poder llevar adelante las actividades náuticas, que no sólo serán destinadas a las personas con discapacidad, sino a todo el barrio, realizando un gran aporte a la inclusión social en la zona del Mangrullo y de Villa Gobernador Gálvez”.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

diez − tres =